miércoles, 17 de febrero de 2016

No tan rosa!

Como mujeres queremos vivir una vida color de rosa, pero no siempre es así, porque siempre en nuestras vidas habrá momentos difíciles pero también todos tenemos momentos maravillosos donde todo anda bien, estupendamente bien, casi casi color rosa!




Sin embargo la vida no es tan rosa!,  hay días, donde todo se viene abajo, cada uno sufre de manera diferente.

- un esposo infiel
- un hijo rebelde
- una enfermedad
- la pérdida de un ser amado
- la pérdida de un bien material
- la pérdida de un empleo
- la falta de dinero para solventar los gastos, etc.

Y bueno  las crisis llegan, pueden ser pruebas, luchas dificultades apremiantes, y como seres humanos  pasamos por ellas, eso me hizo recordar la vida de Job, la Biblia está llena de historias de hombres y mujeres que vivieron crisis en su andar por este mundo, pero Job, el sí que vivió tiempos difíciles después de tenerlo todo, se quedó sin nada, o bueno con unos amigos que mejor enemigos dirían muchos y una esposa cuya lengua y corazón no fueron precisamente los de una ayuda idónea, pero a pesar de todo eso, es un ejemplo, y me hace ver lo pequeñitas que son mis luchas, y tal vez ahora veas tus luchas y pruebas de forma diminuta,  veamos un poco su vida.


Job perdió todo en un día, 1: 13-17 y esto fue permitido para probar que él amaba a Dios de verdad wow para quien sabe lo que significa que te roben es terrible porque te cuesta recuperar lo que te quitaron, pero es muy difícil para un rico volver a la pobreza y perderlo todo, es humillante porque estamos tan pegados a lo que “es mío” que nos cuesta soltar y reconocer que nada es nuestro sino de Dios.


Pero el también perdió la salud y la falta de ella es terrible nos debilita nos anula y no podemos seguir con los planes que teníamos, y en ocasiones perder la salud afecta a toda la familia.


Y a pesar de todo esto cual fue la reacción de Job.


 Aun en esto no pecó. 2:10 que dijo, bueno todo viene de Dios, y es allí cuando debemos reconocer que Dios quiere enseñarnos por medio de esa dificultad. Rom. 8:28


Realmente fue admirable, cuando vamos leyendo encontramos que no solo perdió todo lo material humanamente hablando bien difícil, sino que perdió sus preciosos hijos no uno ni dos sino a todos, wow no podría imaginar ese dolor, y a pesar de ese dolor desgarrador por el que seguramente paso, cual fue la reacción de Job? No atribuyó a Dios despropósito alguno. v. 22


Si  aunque esa seguramente fue su mayor perdida, y le trajo gran tristeza, me ha impactado su repuesta  “Jehová dio, y Jehová quitó, sea su nombre bendito.” v. 21


Este hombre reconoció que Dios tiene derecho a quitar de nosotros lo que quiere cuando quiere. v. 21 que Dios es soberano. Ezeq. 18:4 y que todo lo que tengo, Dios nos lo ha prestado.


Hay mucho más que decir de este hombre pero no avanzaremos sino que nos quedaremos con esta enseñanza, viendo la vida de este hombre no hay margen de comparación con las crisis que ahora tenemos, no debemos dejar de ver a Dios en nuestras vidas, no quitemos la mirada de su trono, ese lleno de gracia y amor para nosotras, hoy podemos disfrutar de muchas cosas que tal vez en otra ocasión no valoraríamos, hoy quiero animarte que a pesar de tu crisis sea cual sea, no dejes de tener fe en aquel que dio su vida por amor a ti, no dejes de ver su cruz y aguardar esa gloriosa esperanza.










1 comentario:

  1. ¡Bendiciones hermana querida! Glorifico a Dios por tu vida y por este hermoso blog. Que el Señor te siga usando con poder. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar