lunes, 30 de noviembre de 2015

Contentamiento




“pero gran ganancia es la piedad acompañada de contentamiento,”
 1 Timoteo 6:6


Contentamiento, una palabra que no se escucha mucho estos días, ha habido tantos acontecimientos crueles en mi país, en el tuyo y alrededor del mundo que dejamos de estar felices y agradecidas y no hay contentamiento en la vida de las personas, pero es interesante porque cuando Pablo escribió esto no solamente hablaba filosóficamente Él había aprendido el secreto del contentamiento en cada circunstancia de su vida y tú y yo podemos decir lo mismo viendo la nuestra.


1 Tesalonicenses 5:18
 Dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús.


Aunque la vida no siempre es color rosa, no debemos dejar escapar el verdadero sentido de nuestro contentamiento y gratitud.

Filipenses 4:11-12
No lo digo porque tenga escasez, pues he aprendido a contentarme, cualquiera que sea mi situación. Sé vivir humildemente, y sé tener abundancia; en todo y por todo estoy enseñado, así para estar saciado como para tener hambre, así para tener abundancia como para padecer necesidad.

Hoy veamos juntas según este pasaje como tener una vida plena llena de contentamiento en Cristo.

Aprendamos a dar gracias en toda ocasión, si, demos GRACIAS en todo y por todo, Pablo había aprendido a dar gracias en cada circunstancia y él exhorto a todo creyente que hiciera lo mismo. Dar gracias, en primer lugar, es cuestión de obediencia y también es una característica de quienes son llenos del Espíritu Santo.


Efesios 5:20
Dando siempre gracias por todo al Dios y Padre, en el nombre de nuestro Señor Jesucristo.


Aprendamos a descansar en la providencia de Dios.
Si en realidad conocemos a Dios, sabemos que está desarrollando su plan para nosotros para nuestro beneficio y Su gloria.


Jeremías 29:11 Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis.
No deberíamos sorprendernos o ser desagradecidos cuando pasemos por pruebas sabiendo que Dios conoce perfectamente el resultado 


Aprendamos a estar satisfechas con lo poco o lo mucho que tengamos. Pablo había elegido estar satisfecho con lo poco, y sabía que era importante que otros aprendieran a elegir lo mismo.


1 Timoteo 6:6-8  “Pero gran ganancia es la piedad acompañada de contentamiento; porque nada hemos traído a este mundo, y sin duda nada podremos sacar. Así que, teniendo sustento y abrigo, estemos contentos con esto”.


Que hermoso recordatorio nos hace Pablo muchas veces nos quejamos de que no tenemos esto o aquello sin valorar y agradecer lo mucho que si tenemos, y siempre digo que si no lo tengo, es porque no lo necesito porque Dios tiene cuidado de mí, Él sabe mejor que nadie cuales son mis necesidades y me da más abunda entente de lo que yo puedo imaginar.

Aprendamos a vivir por encima de las circunstancias de la vida, sé que hay días duros, difíciles que vemos todo oscuro pero en ese día oscuro habrá una luz que brilla y alumbra todo, en medio de esa situación Dios se hará presente dando así la salida en victoria, siiii en Victoria!. Así es como vivió Pablo.

Con amor y gratitud

Olimar

No hay comentarios:

Publicar un comentario