lunes, 1 de septiembre de 2014

Tienen poder.






Siiii no estoy inventando nada, tus palabras tienen el poder de alentar, amar, sanar y bendecir o de matar, dañar destruir, Wowwww siii querida las palabras que salen de tu boca tienen un impacto enorme en la vida de quienes tenemos a nuestro lado, tal vez ya lo sabias seguro que sí, y sin embargo no has tenido cuidado de tus palabras.

Proverbios 18: 21 dice:

La muerte y la vida están en poder de la lengua, Y el que la ama comerá de sus frutos.

Wowwwww el escritor está diciendo que nuestras palabras tienen el poder de hacer un bien, de amar, restaurar, cuidar, sanar hacer bien, o que pueden hacer un daño enorme, matando, hiriendo, lastimando, calumniando y causar mucho mal.
 Nuestras palabras pueden dar vida y amor, o pueden destruir la vida de una persona que necesita ser amada, restaurada o ganada para Cristo.

Él está diciendo aquí que las palabras que hablamos incluso las palabras que decimos de forma descuidada cuando estamos en una conversación entre amigas, esas palabras tienen consecuencias, ni de una de ellas dejaremos de dar cuentas a Dios.

Proverbios10: 11 dice

Manantial de vida es la boca del justo;
Pero violencia cubrirá la boca de los impíos.

Recuerda que las palabras que decimos pueden dar vida; pueden ser como una fuente que da vida para los demás, pueden dar AMOR, TERNURA, PAZ, pueden abrir las puertas para sanar un corazón herido, para traer a un alma a los pies de Cristo tus palabras pueden ser como un manantial para un viajero cansado en el desierto; para una persona que tiene mucha sed, un alma sedienta de amor y ayuda, entonces es hora de analizar y cuidar las palabras que salen de nuestra boca.

Fíjate un pasaje más para seguir corroborando esta advertencia del Señor. 

Proverbios 12:18 dice:

Hay hombres cuyas palabras son como golpes de espada;
Más la lengua de los sabios es medicina.

Palabras afiladas, cortantes como espada como cuchillo, son palabras imprudentes, sarcásticas, dañinas, malvadas, palabras hirientes palabras asesinas, llenas de maldad.

Wow puedes creerte capaz de semejante cosa, es una locura es como si arrojamos la espada sin pensar quien pudiera estar en el otro extremo,  sin pensar a donde va a caer o en el daño que pudiera causar a los que reciben el golpe, es como lanzar una granada  en medio de una plaza llena de personas, el daño es MORTAL.

 Proverbios 12: 25 dice:

La congoja en el corazón del hombre lo abate;
Más la buena palabra lo alegra.

Otra versión dice:

La ansiedad en el corazón del hombre lo deprime, más la buena palabra lo alegra

Te das cuenta que tus buenas palabras pudieran causar una gran ayuda al alma deprimida, o al alma necesitada de consuelo y amor, todas las personas pasamos por dificultades y que dulce y alentador es recibir una palabra de gracia, una palabra de ánimo de AMOR.

Palabras así pueden levantar el ánimo y abrir la puerta para ir más allá y hablar del amor de Cristo.
Las palabras de bondad, de bendición pueden ser sanadoras.

Proverbios 15:4 dice:

La lengua apacible es árbol de vida;
Más la perversidad de ella es quebrantamiento de espíritu.



Así que hay algunas palabras que pueden herir o aplastar nuestro espíritu, pueden destruir la moral, hoy es mi oración que cada palabra que salga de mi boca, sea un manantial de vida, que sean palabras que den amor, que alienten, que edifiquen, que cuiden  y restauren que sean palabras que den honor y gloria al Dios en el que creo al Dios que me ha dado la Salvación, y es mi oración también querida lectora  que cada palabra que salga de tu boca sea igual, que nuestras palabras sean un Manantial de Vida.













No hay comentarios:

Publicar un comentario